viernes, 14 de enero de 2011

Las señales del Alma

Cuando empezamos un viaje sea por el motivo que sea, siempre nos DIRIGIMOS hacia algún lado.
En todos estos casos encontramos indicaciones, carteles y SEÑALES de hacia dónde nos dirigimos y donde estamos en cada momento.
¡Su principal cometido es AYUDARNOS!
Pero lo más importante de todo, es tener claro que nos queremos mover, que BUSCAMOS un lugar. Aún en el caso de ir a la aventura sin rumbo fijo, tenemos el DESEO de buscar sitios nuevos.
Este DESEO nos hace buscar el SIGNIFICADO de las señales, tal como lo hace la persona que desea sacarse el carnet de conductor de vehículos, patrón de embarcaciones, etc.
Sin ese DESEO, las mismas señales pasaban desapercibidas, formaban simplemente parte de nuestro entorno… ¡Estaban ahí! Pero no nos decían nada.
Luego el mismo camino, es el que nos mostrará esas mismas señales que sabremos RECONOCER y que nos guiaran hacia nuestro destino. ES NECESARIO RECORRER EL CAMINO para encontrar las señales, sólo con la teoría no vale…
Una SEÑAL cobra sentido cuando CUMPLE LA MISIÓN para la que fue creada.
Nuestra sociedad está perdiendo las SEÑALES DEL ALMA que los antiguos filósofos y místicos nos transmitían por medio de símbolos, parábolas, leyendas, cuentos, mitos, etc.
¿Cuáles son las señales del Alma? Todo suceso de nuestra vida que nos haga reflexionar, nos haga pararnos, nos haga plantearnos las eternas preguntas de, ¿Quién soy? ¿Qué sentido tiene la vida? ¿Por qué hay tanto sufrimiento en este mundo? ¿Qué hay detrás de la muerte? ¿Hacia dónde debo dirigir mi vida? Etc.
Las señales de la vida, son el ESTIMULO necesario para TOMAR CONSCIENCIA, para evolucionar como personas entre otras personas, son la puerta para encontrar SIGNIFICADO a nuestra VIDA.
Esa es la gran CLAVE, debemos darnos a los demás sin esperar nada a cambio.
Sin ellos no hay TOMA DE CONSCIENCIA, no hay camino, no hay señales, no hay VOLUNTAD… somos cómo animales llevados sólo por los instintos y el destino que cual viento inestable, ni sabemos de dónde viene ni cuando se irá.
La vida con sus estados felices y tristes está ahí para ¡EXPERIMENTARLA! Y de todas estas experiencias, APRENDEMOS.
Cuanto más frenamos este diario VIVIR con nuestros miedos y apegos, más se estancan nuestros pensamientos, llegando a pudrirse como el agua estancada…
Dejemos que estas SEÑALES que aprendemos simplemente con QUERER SENTIR, nos muestren el CAMINO, LA VERDAD Y LA VIDA ETERNA que tanto nos SEÑALÓ el MAESTRO JESÚS.
Cuando el verdadero DESEO que nace y resurge cual AVE FENIX después de toda CRISIS, impregna cada célula de nuestro cuerpo.
Cuando hemos sido conscientes con el tiempo, de las SEÑALES que nos indican el regreso a CASA.
Cuando ejercemos la VOLUNTAD que las señales nos hacen tomar, es decir, la voluntad del PADRE, la voluntad repleta de FE, la voluntad forjada por las experiencias INTERNAS personales e intransferibles…
Es entonces cuando TOMAMOS CONSCIENCIA de que somos algo más que simples seres fruto de la evolución de la materia… Somos Almas encarnadas experimentando la materia.
El propósito de la SEÑAL es INDICAR EL CAMINO.
El propósito de los seres humanos es CAMINAR ESE CAMINO.
La META FINAL Materializar la Espiritualidad y Espiritualizar la materia.
Pasamos de ser BUSCADORES a ser DESCUBRIDORES…
Pasamos de ser CAMINANTES a ser HUESPEDES de este TEMPLO VIVIENTE llamado SER HUMANO.
¡Deseo que las SEÑALES que encontréis en vuestra VIDA no os pasen DESAPERCIBIDAS!
¡Bendiciones!
Guillermo J. Recourt

5 comentarios:

  1. Excelente reflexión. Como siempre, nos llama a la introspección y valorización de nuestros actos.Un beso y abrazo de luz, Guillermo. Gracias!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias querida Ayxa!! Todas las vías confluyen en el corazón!! Bendiciones!!

      Eliminar
  2. Muchas gracias, querido hermano, por compartir tus sabias percepciones, los frutos luminosos de tus meditaciones, que nos ayudan, como otras tantas señales, guiándonos en nuestro camino hacia la Unidad. Bendiciones!

    ResponderEliminar
  3. Buenos días:
    Tengo una duda. ¿Cómo puedo saber que realmente ES una señal y no un anhelo personal? ¿Cómo distinguir las señales del Alma de las que provoca el miedo? ¿Cómo saber si no estoy viendo lo que QUIERO ver para tomar el camino que más me interesa, desechando el camino que NECESITO?
    En fin...gracias por su atencion.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, gracias a ti por hacer esas preguntas que indican tu voluntad de seguir avanzando en esta vida de autodescubrimiento y reencuentro interior.
      Realmente las señales siempre aparecen independientemente de nuestros anhelos. las sincronías de la vida aparecen siempre que necesitemos una nueva toma de consciencia. No significa que tengamos que encontrar significados en todo lo que ocurre a nuestro alrededor.
      Cuando en nuestras relaciones sociales, encontramos que algo o alguien nos saca de quicio, nos descentra o hace surgir de nuestro interior pensamientos o sentimientos llenos de desarmonía, es una señal de que estamos reflejando en ellos algo que todavía no hemos integrado en nuestra consciencia y deberíamos verlo cómo una oportunidad para sanar esas emociones, creencias o situaciones del pasado que proyectamos hacia el resto del mundo, sean personas, acontecimientos o situaciones.
      Pero las señales que más nos hacen avanzar son las que salen de nuestra propia búsqueda de la verdad. Buscad y hallaréis... Al dejar nuestra inercia habitual, un mundo nuevo aparece poco a poco, donde todo está interrelacionado. Las sincronías se suceden cada vez más en proporción a la confianza interna que surge de esas "casualidades" que son intuidas claramente como esas señales del Alma.
      Aún si estás viviendo esa ficción que realmente quieres vivir, si está en desarmonía con las leyes naturales de Unidad y Amor, tranquila que el Universo te dará señales para indicarte que vas por un camino equivocado, siempre que en tu interior tengas esa humildad que se resume muy bien en esta bella oración de la serenidad:
      "Señor, concédenos serenidad
      para aceptar las cosas que no podemos cambiar,
      valor para cambiar las que sí podemos,
      y sabiduría para discernir la diferencia."
      Bueno, si quieres que hablemos más profundamente del tema, mi mail es: guillermo.recourt@gmail.com
      Espero haber podido expresar en estas pocas letras lo que sólo se puede experimentar "viviendo" en comunión con lo profundo del ser y escuchando sus sutiles intuiciones en momentos de paz o meditación.
      Un fuerte abrazo lleno de fortaleza y paz! bendiciones!

      Eliminar